jueves, 20 de noviembre de 2008

Símbolo de cambio (por Christian Castellanos)

En las canteras de piedra en las que se han convertido en Italia los campos juveniles han hallado uno de esos minerales extraños, difíciles de encontrar. Tiene nombre y apellidos: Claudio Marchisio. Podríamos ser demagogos, pero hay que saber ver la parte positiva que el Calciopoli ha dejado para el futuro: el destape de las mafias y el cierre de carteras obligó a mirar hacia atrás y rascar la piedra para encontrar materia en las capas más altas. En el momento más duro de su historia, la Juventus quiere encontrar en casa la llave que le permita entrar otra vez al exclusivo (y tan injusto) club de los campeones.

La posición de mediocentro es muy delicada. Y entre esas dificultades es donde quiere crecer Marchisio: en el equipo por el que han pasado muchos de los mejores, los más míticos y carismáticos. La suya es una carrera contra los elementos, a contracorriente, contra el tiempo, contra la tradición. Culpa de la presión, de la victoria como sea, de la prohibición de fallar que se impone a los jugadores de la propia cantera, que primero son elevados a los cielos y después, si no responden a las expectativas más fantasiosas, arrinconados en una esquina, arrebatándosele el puesto en el altar de la gloria inmediata sin ninguna piedad. Para seguir en los altares y seguir escalando niveles, gente como Marchisio han de dar el 110% y ponerse una coraza para cubrirse de todo lo que se les venga encima.

Más aún cuando el nuevo elemento es revolucionario y rompe la línea del continuismo. En el seno de un equipo que vive más pendiente del rival que de sus propias posibilidades, aflora el talento natural y aún por pulir de Marchisio. Las exigencias del guión han provocado su entrada súbita en el equipo, con la misión, más que complicada, de hacer creer que no gastarse el dinero en Xabi Alonso y apostar por él fue la decisión correcta. Muchos aficionados al fútbol recordarán al mítico Paulo Sousa, aquel portugués incombustible que hizo carrera en Italia y levantó la Champions con la propia Juventus. Para hacernos una idea, Marchisio es su heredero, en rubio y patrio. Sí, heredero, porque desde Sousa ha sido el único que ha osado a la filosofía rocosa de la Juventus. Marchisio es el metrónomo de la Juve, con una capacidad innata para mantener junto al equipo, cortando y sacando rápido el balón, dándole otro aire y una velocidad más al juego, jugando al primer toque. Un futbolista de 'reciclaje', capaz de recibir balones inservibles de la defensa y empezar la acción de ataque.

Volvió a Turín este verano tras jugar en el Empoli y ser protagonista en el infierno de la Serie B en que le hizo debutar Deschamps. El objetivo ahora es ganarse un puesto entre Sissoko, Poulsen y Zanetti. Él, junto a Giovinco y De Ceglie, son el símbolo del cambio en Italia en general y la Juventus en particular. No le hemos visto temblar ante Fiorentina, Manchester o Real Madrid. Dice que quiere parecerse a Gerrard. De momento es parte de la historia del cambio de la Juventus. Cambio de juego y de política. Estamos en la época de los magnates y los fichajes millonarios, merecen un aplauso los que van a contracorriente en busca del mismo éxito.





P.D. Christian Castellanos es administrador de los más que recomendables blogs Más y más fútbol y Curva bianconera.

11 comentarios:

fernando dijo...

No he visto jugar mucho a este jugador. Ahora ya sé más datos. Le seguiré la pista. Un abrazo.

Jorge dijo...

Yo tengo ganas de verle tanto a el como Giovinco que dicen que es una Maquina
le seguiremos
Un abrazo

piterino dijo...

Un buen medio centro, sin duda trabajador y con porvenir aunque no termino de verle con potencial para ser titular en una gran Juve. Por ahora, Sissoko y Tiago parecen estar por delante, y eso que Poulsen y Cristiano Zanetti están lesionados.

la mama de Frioman dijo...

Amigos demos una mano a Diego y a todos los argentinos.
Pasen a firmar el petitorio para que JUAN FRIOMAN TRISTELME no sea mas convocado a la seleccion argentina.

Desde ya muchas gracias.
TRISTELME1.0

Abel dijo...

Tengo que reconocer que, de momento, no es un futbolista que me entusiasme.

En cualquier caso, Marchisio va a ser un futbolista clave en los próximos años de la Juve por una cuestión de filosofía y espíritu. Marchisio sabe lo que es la Juventus, la Juventus es un gigante brutal. Y la Juve se va a desnaturalizar en breve con las bajas de Buffon, Treze, Nedved... que están al caer, pues parece ser que el primero abandona el barco vía Inglaterra.

Dar trascendencia a jugadores canteranos válidos como Marchisio será de vital importancia. Una Juve con un vestuario que no sabe lo que significa el club es aproxidamente la mitad de la mitad de lo peligrosa que puede llegar a ser.

NoTe dijo...

No lo he visto jugar, asi que no puedo dar una opinión contundente. Saludos!

Alba dijo...

No sólo en tiempos donde el club no se puede permitir fichajes, sinó siempre, los equipos deben potenciar e invertir en el futbol base. Es una inversión a largo plazo y por eso los equipos prefieren un fichaje que les de rendimiento de immediato, pero a largo terminio resulta ser más eficiente el de la cantera que el fichado.
Saludos

CALIGULA dijo...

No lo vi jugar.
A priori leo a Piterino y lo veré.

Saludos Pablo.

Christian dijo...

@ fernando:

siguele la pista. Aunque sea italiano, este merece la pena.

@ jorge:

Así es; ambos representan el futuro. Aquí mismo escribimos hace algún tiempo sobre Sebas Giovinco. Si te interesa, puedes leerlo en la sección "futbolistas de mañana".

@ pedro:

Claudio ya ha jugado varios partidos como titular, aunque es cierto que en bastantes ocasiones se ha visto beneficiado por la situación física de otros compañeros. Aún así, jugó el primer partido contra la Fiorentina, y fue de los mejores. En las derrotas de la Juve contra Palermo y Napoles fue lo único rescatable del equipo, mostrando aptitudes y actitud más que de sobra para jugar en la Juve. Contra el Madrid en Champions estaba haciendo un gran partido hasta que se lesionó. El sabaado pasado tuvo que sustituir a Tiago a los cuatro minutos. Y la Juve no lo notó. A día de hoy, jugará más o menos, pero cuando lo hace, demuestra que tiene que hacerlo más que menos.

@ abel:

y como sabes tú q la juve se va a desprender de Buffon y Trezeguet?? Y es más, Nedved está a punto de renovar para jugar otra temporada.

Creo que estás completamente equivocado. Buffon no quiso irse cuando pudo hacerlo tras el calciopoli. Además, la Juve ya ha dicho que no lo vende. Qé más tiene que hacer para que se le crea??? parece que solo el tiempo será el único capaz de poner a cada uno en su lugar.

Sobre la 'desnaturalización'... Bueno, ya se encargaron de desnaturalizarnos hace dos temporadas. Ahora estamos volviendo a nuestro habitar. Aunque a muchos les moleste...

@ alba:

Tienes toda la razón. Pero en Italia las canteras sirven de muy poco. Los jugadores de las grandes canteras terminan jugando siempre en equipos de la parte media-baja de la tabla. Como digo, algunos han hecho una virtud de la necesidad. Primero fue la Roma, que sacó a De Rossi o Aquilani y ahora le toca el turno a la Juve confiar en lo que tiene y hacer lo que siempre tuvo que hacer y nunca hizo.

un saludo y gracias a todos!

Suca dijo...

Me ha gustado el post Christian. Reconozco que no le he visto lo suficiente como para dar una opinión, pero si es diferente a lo que habitualmente ha tenido la Juve en el mediocentro, habrá que seguirle.

Sobre lo de Buffon, yo pienso como tú. Me cuesta pensar que se vaya a ir ahora cuando no lo hizo después del 'Moggi-gate'.

Un saludo.

Ojeador dijo...

Hola! Tu blog es muy completo. Yo me acabo de inciar y he creado uno. Me gustaría que le echases una ojeada y me comentases qué te parece.
http://canterasdefutbol.blogspot.com/
Un saludo